Prepara tus meriendas de invierno en casa

Si hay una estación del año que mejor se presta a disfrutar de una merienda en casa es el invierno. En la cocina o en el salón, puedes preparar bonitas mesas con ricas preparaciones dulces y saladas que harán de estos encuentros de tarde momentos inolvidables.
recetas merienda buffet

Si hay una estación del año que mejor se presta a disfrutar de una merienda en casa es el invierno. En la cocina o en el salón, puedes preparar bonitas mesas con ricas preparaciones dulces y saladas que harán de estos encuentros de tarde momentos inolvidables.

Dónde preparar la merienda

La cocina y el salón son espacios ideales para organizar una merienda. Si tu cocina es amplia, con una isla o mesa grandes en las que recibir, no dudes en celebrarla allí. En invierno es muy agradable estar en una bonita y caldeada cocina donde el horno huele a bizcocho recién hecho.

El salón, el lugar más social de la casa, también es un espacio idóneo para ello. La merienda puedes montarla en una mesa baja, si su carácter es informal, o en la mesa del comedor. En ambas mesas, si es necesario por estética o para protegerlas en el uso, pon un mantel de merienda con sus servilletas, éstas son de un tamaño más pequeño que las utilizadas para comidas o cenas. Otra opción es montar la merienda en formato buffet para que tus invitados la tomen sentados en sillas, el sofá o los sillones de un modo distendido y confortable. Para ello, ubica las preparaciones y vajilla en una mesa, situando platos, cubiertos, servilletas, tazas y vasos a la derecha de la misma y a continuación las preparaciones culinarias para esa ocasión.

Cómo me organizo

Preparar meriendas para tus invitados es una bonita forma de recibir en casa, y para ello sólo necesitas un poco de organización:

1.- Fija la fecha y con ella un plan con todas las cosas que tienes que hacer.

2.- Define el lugar donde pondrás en escena la merienda y el menaje que utilizarás para ello.

3.- Define las recetas que vas a elaborar para determinar qué harás con anticipación y qué puedes preparar ese mismo día. Por ejemplo, si no dispones de mucho tiempo y vas a preparar un bizcocho puedes hacerlo el día anterior. En invierno estas preparaciones se mantienen recientes sin dificultad y las podréis tomar como recién hechas.

4.- Si vas a poner mantel y servilletas, comprueba con antelación que están en buen estado, limpios y planchados antes de vestir la mesa.

5.- Averigua si a tus invitados les gusta el café (descafeinado o no) o el té (verde, negro, rojo…), qué tipo de endulzante prefieren (azúcar, miel, stevia…) o si tienen alguna intolerancia determinada que pueda influir en tus preparativos. Se trata de tenerlo todo listo según sus gustos.

6.- Si vienen niños a la merienda es mejor que tengan un espacio diferenciado de los mayores con preparaciones que a ellos les gusta para luego ir a jugar.

7.- Disfruta en la cocina preparando tus recetas y de la puesta en escena de la mesa con las piezas de la vajilla que más te gusten para la ocasión.

Qué piezas de la vajilla son las más adecuadas

Sin duda, lo más apropiado serán los platos y cubiertos de postre, son piezas de menor tamaño muy acordes a las recetas que tomaréis. Tampoco pueden faltar tazas de té, moka o café con leche con sus platillos. Si vais a tomar té, es el momento de sacar la tetera más bonita que tengas. No olvides tener a mano pequeños vasos para agua o zumos. Por otro lado, si tienes fuentes o platos bonitos donde servir dulces o pequeñas preparaciones saladas será una de las formas más sencillas de cuidar la presentación de tu mesa.

Qué recetas elaborar

Hay infinidad de ideas para elaborar una merienda en casa. Quizás quieras sencillamente invitar a tomar un chocolate a la taza con un rico bizcocho. Si es así, puedes sofisticar este chocolate ofreciendo a tus invitados que se sirvan un poco de chantilly para acompañar y el bizcocho puedes enriquecerlo con una confitura de frambuesa. También sería una ocasión perfecta para preparar unos crêpes que puedes servir con una variedad de mermeladas o de embutidos para que tus invitados puedan servirse tanto versiones dulces como saladas. O quizás quieras montar una merienda buffet donde ofrecer pequeños sándwiches salados, quesos con frutas, embutidos, bizcochos, bollitos dulces, como suizos, o un pastel maravilloso.

 

Y a ti, ¿cómo te gusta preparar tus meriendas en casa durante el invierno? Si lo haces cuéntanos tus ideas y trucos, ¡estaremos encantados de conocerlos!.

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestGoogle+Email to someone

Relacionados

2 comentarios

Antonio López Fdez

Deseo recibir libro impreso de recetas de forma gratuita.

Hola Antonio, para poder ayudarte mejor necesitamos que nos facilites el modelo exacto E-nr de tu horno. Lo encontrarás abriendo la puerta del horno en un lateral. Estamos a tu disposición para cualquier otra consulta. Un saludo. Equipo Neff.

Escribir un comentario


*